Los 60 Nunca Fueron Mejores

Por Clínica Médica Familiar

Platicando con una persona mayor muy dinámica, bastante jovial, siempre con una alegría que contagia, con un entusiasmo increíble y una energía única, me vi obligado a preguntarle cual era su secreto para ser así a sus 68 años. Su respuesta fue sencilla pero llena de una gran verdad, él dijo:
“El secreto es ‘mantenerte activo.’ Los 60’s están siendo una de mis mejores épocas.”

Todavía pasea en bicicleta, sale a correr, practica natación, se reúne periódicamente con otros amigos de su edad para conversar de temas variados desde política hasta agricultura, asiste a eventos comunitarios, presta servicio voluntario en instituciones públicas, entre otras cosas; es ciertamente una persona activa.

La actividad constante lo mantiene ocupado, lo cual permite que sus pensamientos estén enfocados en todos los asuntos pendientes del día; se levanta temprano, lee un buen libro, lee el periódico para mantenerse informado del acontecer del mundo que lo rodea, toma una ducha y está listo para dar inicio a sus actividades en un nuevo día.

Pienso en las muchas personas de la tercera edad de los países de Latinoamérica que se levantan temprano, caminan distancias para realizar alguna tarea en particular, trabajan el campo, cuidan de sus animales (aquellos que tienen una pequeña granja en casa), tienen la oportunidad de preparar sus alimentos con productos frescos y siempre tienen una tarea por hacer.

Ese tipo de vida activa y la buena alimentación es lo que muy seguramente les lleva a vivir más tiempo y a disfrutar de la vida plenamente. Extendemos nuestras felicitaciones a todas las personas que se encuentran en esta etapa de sus vidas en este mes dedicado a todos ustedes. Son excepcionales y poseen toda una perla de conocimientos basados en experiencias de la vida que los hace únicos.

Gracias por compartir sus conocimientos, gracias por estar ahí observando a todos aquellos que todavía vamos por el camino que ustedes ya han transitado, gracias por compartirnos sus consejos sobre las veredas que a veces debemos tomar para avanzar sin contratiempos.

Gracias por sonreírnos porque eso nos hace creer que la vida realmente merece la pena vivirla intensamente y seguir adelante. Gracias por estimularnos a desarrollar amor y compasión por los demás. Gracias por permitirnos servirles en aquellas actividades que a veces ya no pueden desempeñar porque eso nos hace ser más humanos y nos ayuda a olvidarnos un poquito de nosotros mismos para pensar en los demás, a quienes podemos prestarles un servicio de amor, como una forma de gratitud por todo lo que ustedes significan para nosotros.

En Clínica Medica Familiar queremos verles sanos, queremos verles felices, queremos expresarles nuestra gratitud por todo lo que ustedes representan en el mundo entero y aunque no podemos llegar a todos, si podemos llegar a ustedes, por eso cada mes les ofrecemos descuento en alguno de nuestros servicios. Consulte nuestro anuncio en la contraportada de esta revista para aprovechar esas especiales.